viernes, 30 de marzo de 2012

El Athletic de Bielsa volvió a festejar a lo grande en Europa

Una considerable ventaja consiguió el Athletic Bilbao de Bielsa ante el Schalke 04, en Alemania, al vencerlo 4-2 en el partido de ida de los octavos de final de la Europa League. Llorente en dos ocasiones, Muniaín y De Marcos festejaron para los vascos; mientras que Raúl, también dos veces, gritó para los alemanes.

Con 4 partidos de liga de España seguidos sin conocer la victoria, el Athletic de Bilbao visitaba Gelsenkirchen para medirse al Schalke 04 en la ida de los cuartos de final de la Europe League, luego de superar de forma resonante los octavos de final al dejar en el camino al Manchester United.

La primera de riesgo, a los 12, fue para el local, que en el pie zuredo del delantero holandés, Klas Huntelaar, vio frustrado el grito de gol cuando su zurdazo se perdió afuera, cruzado y cerca del palo.

El primer avance serio de los vascos, pura contundencia, terminó en gol. A los 19, Iraola la abrió a la derecha para Susaeta, quien tiró un centro rasante, que, rebote en el arquero mediante, derivó en Llorente, quien mandó la pelota adentro.

Lo que un suspiro lo duró la alegría a los de Bielsa, ya que en la jugada posterior lo empató Raúl para el local, al aprovechar, bien de goleador, un buscapié enviado desde la derecha de su ataque.

El holandés Huntelaar se movía por todo el frente de ataque, sin darles referencia a los defensores del Athletic, a los que les costaba frenarlo. Un desborde de él por izquierda culminó en un centro de zurda que, tras desviarse en el zaguero Javi Martínez, terminó en las manos del arquero Iraizoz, quien debió esforzarse para retener la pelota. El juego de los alemanes complicaba a los jugadores del equipo del País Vasco, que no podían ser fieles a la idea de fútbol vertical y de ataque constante que defiende a rajatabla su DT. Sin la pelota, el trámite del encuentro se les hacía cuesta arriba.

Seguía costándole el partido al Bilbao en el complemento y esto, sumado, a algunas imprecisiones, atentaba contra sus intereses.

Sabido es que Raúl es un goleador implacable y que no perdona, cosa que volvió a ratificar cuando marcó el 2-1, al aprovechar un despeje corto de Amorebieta con una volea de zurda que se clavó contra el palo izquierdo de Iraizoz.

Al revés que en los primeros 45, al que no le duró demasiado la alegría de la victoria parcial, en el complemento, fue al local, ya que un gran anticipo de Llorente en el primer palo, que capitalizó un tiro de esquina desde la izquierda de su ataque, puso el 2-2.

Incluso con el partido peliagudo, y más allá de no mostrar lo mejor como contra el United, el Athletic iba y a los 35 tuvo su recompensa. Llorente cambió de frente de izquierda a derecha, Susaeta la metió en el área, el 1 local dio rebote y De Marcos empujó la pelota al gol y desató el festejo loco.

De contra, cuando los alemanes buscaban empatarlo, llegó el cuarto de los vascos. Desbordó Susaeta por derecha y, cuando todos esperaban su remate, se la dejó atrás y hacia al medio a Muniaían, quien con un derechazo alto le dio todavía más ventaja al Athletic para liquidar en San Mamés el pase a semifinales de la Europa League.

En Madrid, el Atlético de Diego Simeone también venció a un equipo alemán, el Hannover, pero sufrió para hacerlo, ya que Eduardo Salvio puso el 2-1 final recién en el último minuto de juego. Para el Colchonero, había abierto la cuenta el colombiano ex River, Rdamel Falcao, mientras que para los teutones había empatado Duiouf.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogalaxia PageRank Google Este blog es parte de Buzzear (AR) vótame en cincolinks.com
Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Powered by Blogger