domingo, 1 de mayo de 2011

San Lorenzo aplastó a un Huracán que no puede frenar su caída


Clásico de barrio, pasión de dos. San Lorenzo y Huracán se volvían a ver las caras en el estadio Pedro Bidegain en un momento sumamente complicado para los dos: el Ciclón, ya sin Ramón Díaz, llegaba con cinco partidos sin ganar y con la dupla Tojo-Veglio en el banco de suplentes; el Globo, apretado ayer por integrantes de la barra, acumulaba cuatro partidos sin triunfos con el agravante, claro, de la necesidad de sumar puntos para escaparle al descenso directo, en una zona de Promoción que ya parece imposible de esquivar.

Reforzado por el aliento de su público, San Lorenzo demostró durante todo el primer tiempo su superioridad en la cancha. Por eso, antes de que el reloj marcara el minuto de juego, tuvo en los pies de Pablo Velázquez la primera chance de gol, en un remate que retuvo el arquero Gastón Monzón. Tanto Velázquez como Salgueiro, los delanteros del ahora equipo de Trejo, como así también Leandro Romagnoli, el enganche que con Ramón Díaz había perdido su lugar en el once, fueron los protagonistas de la plomiza tarde en el Bajo Flores.

Fue el Pipi Romagnoli el que tuvo la mejor chance de gol de San Lorenzo, a los 39 minutos, aunque antes el enlace demostró que iba a ser gravitante cuando a los diez minutos una subida por izquierda terminó en un centro para Velázquez, quien se apuró en el salto por lo que su débil cabezazo terminó en las manos de Monzón. También probó desde media distancia el Ciclón, con un tiro de Guillermo Pereyra, a los 14 minutos, que se fue desviado.

Los cinco minutos finales de la primera etapa fueron los más claros para San Lorenzo, que estrelló dos tiros en el palo derecho de Monzón, a los 44 y 45 minutos,  además de un zurdazo de Romagnoli que se fue apenas afuera. ¿Huracán? Apenas un tiro libre desde la izquierda, a los 42 minutos, que no pudo desviar el Roly Zárate y que contuvo sin problemas Pablo Migliore.

Merecía el gol el equipo de Trejo y si bien se hizo esperar, el primer tanto llegó a los ocho minutos del segundo tiempo y con un infalible Ortigoza, quien pocas veces falla desde el tiro penal. Dos minutos antes, Facundo Quiroga evitó una clara ocasión de gol de Salgueiro lo que provocó no sólo su expulsión sino el penal en contra para Huracán. El ex volante de Argentinos fue el encargado de cambiarlo por gol, tras una larga carrera y un remate a la izquierda de Monzón, que se había tirado al otro lado.

No tendría que esperar mucho más San Lorenzo para aumentar la ventaja. Salgueiro recibió un pase impresionante de 40 metros de Carmona, la bajó en soledad con la pierna derecha y encaró al área, donde eludió a Monzón –que había salido a tapar al delantero- y siguió su carrera hacia al arco para definir con un toque suave y poner 2-0 al Ciclón, que con un hombre más que su rival podía plasmar aún mejor la superioridad sobre un debilitado Huracán.

Velázquez, como Salgueiro unos minutos antes, también se tomaría revancha por los goles no realizados en el primer tiempo. Su gol, claro, arrancaría con una jugada de Romagnoli. El Pipi esperó a Brítez Ojeda en el sector derecho del ataque de San Lorenzo, para pisarla y esperar la falta de su rival, que no tardó en llegar. De ese tiro libre, ejecutado por Torres llegaría el tan deseado gol de Velázquez, quien con su cabezazo puso el 3-0 para sentenciar la victoria del local.

El “Ole, ole” empezó a bajar desde la tribuna, como también las gastadas (“no tengas miedo, podés cantar”) de la gente de San Lorenzo hacia los 4000 hinchas de Huracán que consiguieron entradas para vivir el clásico. A los 30 minutos, el público local volvió a estallar con la salida de Romagnoli y el aplauso cerrado para el enganche, muy importante para la victoria más importante del semestre para San Lorenzo.

Los últimos quince minutos sirvieron para que la gente cantara y festejara bajo la lluvia el triunfo en el clásico y los 18 puntos en el campeonato que lo acercan a la zona de arriba. Huracán, en cambio, tendrá una semana complicada. Tras el apriete de la barra ayer, que prometió volver si no mostraban “actitud” ante San Lorenzo, el equipo de Pompei deberá prepararse tanto en lo mental como en lo futbolístico para el próximo enfrentamiento, que será en su casa contra Olimpo, un rival directo en la lucha por no descender.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Blogalaxia PageRank Google Este blog es parte de Buzzear (AR) vótame en cincolinks.com
Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More

 
Powered by Blogger